Soy David Viña,
desarrollador web

o full stack developer especializado en WordPress

Pico código, pero antes era taxista 🚕

En mi otra vida, hace unos años yo era taxista, pero ya entonces era un fan de la tecnología. Analizaba cada smartphone que salía al mercado y llegaba a mis manos.

Era el primero en instalar las últimas actualizaciones por muy en beta que estuviesen. Siempre me gustó trastear.
Y justo por esa inquietud se me metió entre ceja y ceja hacer una aplicación para Android para llevar las cuentas, porque claro, una hoja de excel como que era de «viejos».

Lo que estudié en los cursos que hice de la Ingeniería Industrial no me valía de mucho. Así que hice lo que creía que haría todo el mundo en mi misma situación. ¿Inscribirme en un curso de informática al lado de casa? ¡No! ¿Gastar varios miles de euros en una mega formación online ultra-práctica? Tampoco. Me puse a investigar por mi cuenta como desarrollar aquella aplicación en Android.

Vi muchos vídeos sobre Java, HTML, CSS3, JavaScript y otras palabrotas en inglés. Estuve muchas horas en la parada de taxis picando código con todo lo aprendido. Y funcionó, la app cumplía con su propósito (bueno, aún cumple 😉) de llevar las cuentas del taxi en el móvil y con sus copias de seguridad en un servidor.

Estaba eufórico así que vinieron nuevos retos. Y desde entonces ya no paré 😉.

Desarrollo en WordPress, el gestor de contenido más utilizado del mundo

Un CMS con gran flexibilidad que permite desarrollar desde una web corporativa hasta una tienda online con miles de artículos y funcionalidades.

Trabajar con un gestor de contenido tan extendido aporta tranquilidad.

Dos motivos para trabajar conmigo

Ahora me dedico en exclusiva a desarrollar webs en WordPress. Con el código más ligero y limpio posible. Al igual que en la regata a vela “Ocean Race” en la que los equipos aligeran al máximo el peso del barco para ganar velocidad, llegando incluso a cortar el mango de los cepillos de dientes, yo sigo el mismo principio con las webs que desarrollo.

¿El motivo? El primero es que una web ligera consume menos energía, por lo que reducimos la huella energética del planeta. Y es que aunque tu móvil no eche humo, si sumamos los millones de móviles, ordenadores y tablets que utilizamos cada día la cosa cambia.

Si aligeramos el peso de una web reduciremos la energía necesaria para cargarla, no en un solo dispositivo sino en miles de millones. Es un reto que merece la pena.

El segundo motivo es que Google, además de otros factores, posiciona mejor a las webs que tardan menos en cargar. Es decir si tu web carga más rápido que tu competencia existen muchas posibilidades de posicionar por encima.

Un match perfecto entre tu web y Google

Tanto si es para desarrollar un ecommerce multi-idioma o una web con miles de formularios sincronizados a una base de datos, pasando por supuesto por una web corporativa al uso, escríbeme a [email protected]ña.es y juntos lo haremos posible.

Si quieres destacar online por encima de tu
competencia necesitarás una web
optimizada y sostenible